LopezBarja1999

De EsWiki

Tabla de contenidos

Las principales preocupaciones de la administración romana en lo que se refiere al NO, dejando de lado el mantenimiento de la paz, eran dos:

  • recaudar los impuestos fijados y
  • reclutar la mano de obra necesaria para las minas.

Gens de parentescos ficticios

Inés Sastre Prats (1998) ha abordado el estudio de las organizaciones suprafamiliares desde la perspectiva de las necesidades de mano de obra que acuciaban a la administración romana (2).

Partiendo del componente esencialmente desigualitario de la gens que no puede disociarse de la clientela, sugiere que Roma introdujo una organización gentilicia en el NO, con lo que creó lazos de dependencia que pudo luego utilizar para trasladar trabajadores indígenas y emplearlos en las minas.

Este proceso provocó, en su opinión, la aparición tanto de grupos de parentesco más o menos ficticios (gentes, cognationes, etc.) como de los castella galaicos, sin que esté muy claro cuáles fueron las razones para esa diferencia.

n 2 I. Sastre (1998). La manipulación interesada de la religiosidad indígena con el fin de reforzar los lazos de dependencia la ha puesto de relieve D. Plácido (1995).

p 348

[Pero] es inverosimil que las comunidades galaicas fueran igualitarias hasta la llegada de los romanos.

La falta de jerarquización espacial no implica ausencia de jerarquías locales, como indica el comentario de Tucídides (1, 102) sobre Esparta.

Más creíble es pensar que Roma manipuló y transformó en su propio beneficio las desigualdades sociales y los lazos de dependencia.

Mi razonamiento será similar al de Sastre pero referido al cobro de impuestos, que deriva de la constitución del censo, con el fin de vincular a ellos el significado de los castella galaicos.

Plinio: 11.000 habitantes por populus/civitas

Hay razones para pensar que las cifras de población que da Plinio (NH 3,3,28) para los conventus lucenses (166.000), de los astures (240.000) y bacarense (285.000) incluyen a mujeres y niños, pese a que la expresión que emplea (capita libera) sea la que utiliza Livio aludiendo al censo romano, que solo contaba varones adultos.

p 349

Desde Beloch () sabemos que Augusto modificó el censo por lo que el número de ciudadanos romanos del Monumentum Ancyranum (8,2-4) no responde a la práctica republicana, limitada a los varones adultos (Brunt 1971).

Si se dividen estas cifras de Plinio entre el número de populi o de civitates (22 entre los astures, 15 en el lucense y 24 entre los brácaros) podemos calcular que de media un populus reunía a 11.000 o 12.000 personas, en época de Vespasiano, y que esta media no varía en ninguno de los tres conventus.

Sorprende que los bracarenses no fueran de mayor tamaño.


El censo se ralizaba por civitates. La provincia se había dividido en distritos pequeños a cargo de funcionarios de rango ecuestre.

Moconio Vero: vascones y vardulos

p 350

La circuscripción de los vascones y varduli de la que se ocupó Moconio Vero (CIL VI, 1463) presenta alguna dificultad pues sus populi pertenecían a conventos jurídicos diferentes, el cesaraugustano y el cluniense, y es probable que el censo se hiciese siguiendo los límites de los conventus.

Puede ser que los límites de los conventus juridici hayan variado entre Plinio y la época de Adriano o Antonio Pío a la que corresponde la inscripción de Moconio Vero.

En Asia ya hay variaciones similares (Habicht 1975:68) y en Hispania se produjeron también cambios como demuestra el misterioso conventus Arae Agustae de la tabula Lougeiorum, si no fuera por la sospecha de falsificación que pesa sobre ella (Canto 1990 vs Rodríguez Colmenero 1997).

p 351

Plinio da a entender que antes hubo un número distinto de conventus y Estrabón, en época de Augusto, hace una descripción de la Tarraconense que tampoco encaja con la de Plinio, que debió ser posterior.

Plinio utiliza civitas como referencia de unidad administrativa fundamental, no para designar un alto grado de desarrollo, y lo mismo vale para populus (Beltrán 1988:230-232, Lomas 1990).

Por eso la asignación del tributo es por comunidades (en lugar de por provincias o conventus, Brunt 1990:535) y cada comunidad recibía anualmente la orden del gobierno de entregar una determinada cantidad, en dinero o en especie, como tributo.

No eran los castella sino el populus el que se entendía con el fisco.

Sostengo que los municipios y colonias gozaban de plena autonomía para realizar el censo por su cuenta, comunicándola a las autoridades romanas simplemente el resultado.

Protourbanismo galaico

p 354

En el NO no había centros urbanos (García Quintela, Vázquez Varela 1998:126-127) por lo que las póleis de Estrabón han de traducirse como comunidades autónomas (populi o civitates), no ciudades en el sentido geográfico, y el mecanismo más adecuado para esta labor es el censo.

No sabemos si en Hispania las mujeres debían pagar el tributum ni tampoco hasta qué edad estaban exentos los niños, pero las cifras de población que da Plinio debe referirse a mujeres y niños además de varones adultos.

Ante la ausencia de ciudades, las tropas legionarias encargadas del censo utilizaron los castro como unidades mínimas de referencia.

No parece que Roma seleccionara sólo un castellum por cada populum, a modo de lugar central: entre los limici se menciona el > Arcuce y también el > Talabrica; entre los Interamici el > Louciocelo y el > Ga...

En mi opinión, Roma se limitó a registrar y sistematizar un poblamiento en el que predominaban las aglomeraciones secundarias.

La arqueología viene a ratificar esta hipótesis, en la medida en que se reconoce la existencia de un protourbanismo en la última fase del castreño prerromano (que continúa tras la conquista), cuyo desarrollo va ligado a la aparición de lugares centrales.

Del conjunto de inscripciones que aluden a castella, la mayor parte ha aparecido en lugares distintos y alejados del área propia del populus al que pertenecía el difunto, algo enteramente natural, pues esta información no suele consignarse en la lápida cuando es superflua, es decir cuando la persona fallece en el seno de su propio populus.

[The populus of a given civitas was basically the former tribe. None of these three concepts — populus, civitas, res publica — necessarily signified a city-state in the sense of a territorial unit with an urban centre (Red Cornell). But a populus in the sense of being the common subject of civil power is equivalent to a civitas (S Bret)]

Son emigrantes trasladados para trabajar en las minas del NO.

Vespasiano: ius Latii y el fin de los castella

p 357

El edicto de Vespasiano no hizo tabula rasa de los castella, pero favoreció la municipalización de Hispania (García Fernández 1995).

En el s. II los castros se van abandonando, de modo que el surgimiento de municipios (indicadores de origo) van provocando la desaparición del signo >.

Hay que recordar el testimonio de Hidacio que confirma la pervivencia de castella a principios del s. V, aunque como refugios ocasionales en caso de peligro.

Referencias

Inés Sastre Prats (1998) El modo de producción como estructura de explotación: esclavismo y tributación. Hispania: Revista española de historia, ISSN 0018-2141, Vol. 58, Nº 199, págs. 705-711

Hechos relativos a à LopezBarja1999 — Búsqueda de páginas similares con +.Ver como RDF
Creator Pedro Manuel López Barja de Quiroga  + y Inés Sastre Prats  +
Herramientas personales